LA FOTOGRAFIA ANALOGICA

Trabajo en dos ámbitos: el de la fotografía analógica (negativo fotográfico, ampliación de hojas de contacto) y el de la fotografía digital (escaneo de negativos, impresión de copias de estado o primeras pruebas). Fotografío película por el tono particular que el negativo fílmico da (la textura es radicalmente distinta a la imagen digital) y por el proceso que conlleva el paso del tiempo entre el momento de la fotografía y el momento de la observación de la imagen (una semana por lo menos). Esta pausa es esencial para mi, me permite salir del sentir que da la imagen captada y entrar en el sentir de la imagen observada. Son dos tipos de lectura, el de la foto captada como tal y el de la copia impresa como tal. Este proceso no se puede dar en la fotografía digital por su inmediatez. Por otro lado creo que la existencia de un negativo fílmico otorga una permanencia real a la imagen. Es importante para mi la creación de documentos que sobrevivan al paso del tiempo. El avance tecnológico del escaneo digital hace que se puedan obtener de negativos fílmicos mejores archivos digitales. Por otro lado las cámaras digitales crean un tipo archivo que no puede ser mejorado con el tiempo

LA HOJA DE CONTACTO

El tiempo que transcurre entre el disparo y la imagen concreta en un papel o en una hoja de contacto es un tiempo de pensamiento, de reflexión, de duda sobre la mirada propia. Entonces, cuando la imagen finalmente se nos presenta, la lectura ha adquirido su espacio de maduración, nuestro juicio es más limpio, o simplemente otro. Ayer encontré una imagen de 1996 que entonces no tenía peso para mí, hoy si, sólo porque han pasado diez años, la imagen es la misma pero yo no. Las hojas de contacto son unos compañeros bastante generosos y crueles a la vez, hay que darles su tiempo para que nos revelen sus misterios.

Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Gris Facebook Icono
  • Instagram Social Icon